Guía básica para entender cómo funciona un protector solar (Parte I)

Son muchos ya los artículos redactados tanto en el blog como en redes sociales sobre protectores solares, aun así, cada año surgen las mismas dudas. ¿Qué cantidad es necesaria? ¿Qué diferencia hay entre un filtro inorgánico y orgánico? ¿Puedo reutilizar el protector solar del año pasado? En el artículo de hoy resumo las preguntas más frecuentes sobre protección solar.

¿Qué diferencia hay entre un protector solar inorgánico y orgánico?

La diferencia real está en el tipo de sustancia química empleada. En el caso de los filtros inorgánicos o minerales, se emplean el óxido de zinc o el dióxido de titanio. Por otro lado, los filtros orgánicos están formados por sustancias químicas orgánicas, normalmente de carácter sintético, con base de carbono, hidrógeno y oxígeno, como la avobenzona, el octocrileno y homosalato.

Ambos filtros funcionan de manera similar. En los dos casos se produce una absorción de la radiación ultravioleta y por consiguiente una excitación de los electrones. La excitación de electrones de filtros inorgánicos hace que estos salten a la capa de conducción, ya que son materiales semiconductores. En el caso de los orgánicos los electrones saltan entre orbitales moleculares.

En cuanto a su efectividad, todo dependerá de la zona del espectro UV en el que absorba cada filtro. Esta absorción depende de la sustancia química, pero no solo en base a su estructura, si no también depende del tamaño de partícula, concentración y tipo de emulsión.

Además la efectividad vendrá determinada por la estabilidad del filtro dentro de la emulsión y protección UVA + UVB de la fórmula al completo.

Más Info en el artículo: Filtros solares: físicos y químicos | Conceptos básicos

¿Cuánta cantidad debo aplicar y re-aplicar?

Aunque sepamos que debemos aplicar protector solar de manera generosa, ¿cuánto es esto?

Para poder determinar la cantidad, solemos tener en cuenta las cantidades de laboratorio en las que se ha probado la eficacia del producto final. Esto corresponde a una cantidad de 2 g/cm2, el equivalente a una cucharadita de café, cerca de 1-1.4 mL (en función de la superficie del rostro) o dos dedos.

A la hora de re-aplicar, lo mejor es que apliquemos la misma cantidad de producto. Sin embargo, para muchos esto supondría reaplicar encima de una base de maquillaje. En estos casos, la mejor solución suele ser desmaquillarse y volver a empezar de nuevo (algo poco práctico), o emplear algunos de los formatos que existen en el mercado:

  • Bruma solar: la desventaja es que no sabes exactamente cuánto aplicas. Para ello el truco sería aplicar en la mano y luego sobre el rostro. Sin embargo, esto supondría lo mismo que aplicar una crema solar en formato líquido. La segunda opción sería aplicar la bruma dos veces o de manera frecuente si tu exposición solar es elevada (por ejemplo de turismo).
  • Polvos solares: ocurre lo mismo que con la bruma. No sabemos cuánto empleamos. Es cierto que los filtros minerales por su naturaleza química permanecen más tiempo en el rostro, aún así, debemos asegurarnos que aplicamos la cantidad suficiente.
  • Cremas con color. En este caso solo le aporta un extra a tu protección por que si aplicamos la cantidad óptima nos daría un aspecto demasiado anaranjado.

¿Y en el resto del cuerpo? Más información aquí: ¿Cuánta crema solar necesito?

¿Puedo usar mi crema del año pasado?

Depende de cuándo lo hayas abierto y de dónde haya viajado ese protector solar.

Si es un producto cosmético que lo has llevado a la playa, piscina, en la mochila o en el coche, es probable que haya estado sometido a un estrés externo de calor y aumento de temperatura (luz solar). En ese caso, yo no usaría el producto cosmético, aunque este dentro del periodo de PAO establecido.

Si por el contrario, aún no está caducado y sigue en tu tocador, puedes usarlo hasta que la fecha de PAO lo indique (9-12-24 Meses)

Piensa que el protector solar tiene una función muy específica: proteger de la radiación UV. Si está caducado, no es que deje de hidratar, si no que deja de ser eficaz en la fotoprotección y puede ocasionar efectos adversos como son las quemaduras solares.

Los filtros orgánicos debemos aplicarlos 20 minutos antes.

Ambos filtros deberían aplicarse en casa antes de irnos a la playa o piscina. Por precaución, no vaya a ser que nos olvidemos alguna zona que pensemos que cubre el bañador pero no lo hace... Pero ambos filtros, o más bien, fórmulas cosméticas necesitan en torno a 5-10 minutos para asentarse. Es decir, para que los disolventes se evaporen y se depositen de manera uniforme en la piel gracias a los agentes filmógenos que incluya la fórmula.

Mucha más información aquí: Mitos sobre fotoprotección solar

¿Puede un bebé usar mi crema solar?

No. Un adulto si puede usar un producto pediátrico sin problemas pero no vicecersa. ¿El motivo? Los productos pediátricos necesitan pasar controles en población pediátrica para poder reivindicar que son aptos en menores de 3 años.

Si por motivos prácticos o económicos solo puedes comprar un tipo, que sea siempre apto para los más pequeños. Además recuerda el uso de textiles con protección solar UPF y evitar zonas de exposición solar elevadas.

¿Más dudas? Consulta este artículo: 33 preguntas frecuentes sobre cosmética: ¿puede un adulto usar crema solar infantil? ¿estropea el esmalte de uñas? (Parte II)

Un producto de farmacia siempre será mejor que el de supermercado

No. Esto no es siempre cierto, y puede ser que uno de farmacia sea “ peor” que uno de super. Un protector solar óptimo tiene varios puntos a tener en cuenta:

  • SPF: protección frente a la radiación UVB
  • Protección UVA. Debe ser 1/3 del SPF para poder tener el logo del UVA en un círculo.
  • Longitud de onda máxima 370 nm
  • Protección luz visible e IR

Lo mínimo que deberías exigirle a un protector solar: SPF + UVA

Lo que no estaría mal que tuviera: SPF + UVA+ longitud de onda + Visible + IR

Para nota: SPF + UVA+ longitud de onda + Visible + IR+ buena cosmeticidad adaptado a cada tipo de piel

En función de tus exigencias verás que algunos solo los tienes en farmacias, y otros son equiparables a los de supermercado. Todo dependerá de tus preferencias. 

Mi opinión (ojo, opinión): que tenga todo lo último. La luz visible (procedente de la luz solar, no de las pantallas) en pieles hiperpigmentadas influye, al igual que se adapte a mi tipo de piel.

Publicaciones relacionadas

Comienza escribiendo tu búsqueda y pulsa enter para buscar. Presiona ESC para cancelar.

Volver arriba
[wdi_feed id="1"]